Alitas de pollo guisadas con tomate

Alitas de pollo guisadas con tomate

La combinación de pollo con el tomate es totalmente un clásico en muchas cocinas, es perfecta para acompañar con casi cualquier guarnición, como el pure de papas, la pasta, el arroz y muchos más. Utilizar alitas significa un pollo más jugoso y más fácil de cocer. Sin duda, esta receta de alitas de pollo guisadas con tomate es una excelente opción que el propio Arguiñano firmaría. Además, es útil también para cuando no tienes mucho tiempo y no quieres complicarte demasiado, pero tampoco quieres sacrificar a tu paladar.

Detalles

Cantidad

6 personas

Tiempo

1 hora y 30 minutos

Ingredientes

  • 1500 gr de alitas de pollo

  • 1 cebolla grande

  • 3 dientes de ajo

  • 750 gr de tomates maduros

  • 1 1/4 taza de vino blanco

  • Orégano, pimienta, azúcar y sal al gusto

  • Aceite para freír

Índice

    Preparación de las alitas de pollo guisadas con tomate

    1

    Una vez tengas la alitas lavadas y cortadas, tendrás que condimentarlas con sal y pimienta para llevarlas a una sartén con aceite precalentado. Cocínalas de lado y lado hasta que adquieran un cierto color dorado.

    2

    Cuando estén listas, las sacas y las reservas en un plato para después.

    3

    De inmediato debes comenzar con los tomates. Toma otra sartén, agrega un poco de aceite, esta vez de oliva, y cuando ya tenga buena temperatura, agregas la cebolla cortada en cubos junto a los dientes de ajo triturados. Asegúrate de revolver ocasionalmente para evitar que se quemen.

    4

    Cuando ya esté la cebolla un tanto transparente, es momento de agregar los tomates cortados en cubos e integrar todo con una cuchara de madera.

    5

    Ahora agregas sal y una pizca de azúcar para contrarrestar la acidez de los tomates, espolvorea unas hojitas de orégano y vierte el vino blanco.

    6

    Reduce el fuego a medio, tapa la sartén y deja cocinar por unos 20 minutos revolviendo un par de veces todo.

    7

    Una vez pasen los 20 minutos, añade las alitas fritas y deja cocinar por otros 15 minutos.


    Y listo, tus alitas con tomate estarán tiernas y jugosas con ese rico sabor a tomate guisado, perfecto para acompañar con pasta para un apetitoso almuerzo rápido.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Usamos cookies